Facebook  Twitter  YouTube  Flickr  Instagram

La DGT pone en marcha una nueva campaña especial de control de la velocidad en colaboración con voluntarios de ASPAYM

ASPAYM Castilla y León

La DGT pone en marcha una nueva campaña especial de control de la velocidad en colaboración con voluntarios de ASPAYM

Rueda de prensa de la campaña

El subdelegado del Gobierno en Burgos, Pedro de la Fuente, acompañado por el Jefe provincial de la DGT, Raúl Galán Segovia, y el teniente jefe accidental del Subsector de Tráfico de la Guardia Civil, César Manuel Vázquez Fernández, han presentado hoy la nueva campaña de control y vigilancia de la velocidad en la que colaboran voluntarios de la Asociación de Lesionados Medulares y Grandes Discapacitados Físicos (ASPAYM).

Durante una semana, del 12 al 18 de julio, los agentes de la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil intensificarán los controles de velocidad con controles en los que participarán voluntarios de la Asociación de Lesionados Medulares y Grandes Discapacitados Físicos (ASPAYM) concienciando a los conductores sobre el grave riesgo que supone no respetar los límites de velocidad.

El subdelegado del Gobierno en Burgos, Pedro de la Fuente, recuerda a los conductores “que la velocidad tiene una influencia directa en la ocurrencia y severidad de los accidentes de tráfico. Estamos en época de vacaciones con muchos viajes donde es importante extremar las precauciones al volante: evitar las distracciones, el consumo de alcohol y, como no, respectar los límites de velocidad, especialmente en aquellas carreteras convencionales que usamos para desplazamientos cortos y donde no nos podemos relajar”.

Por su parte, el jefe provincial de Tráfico, Raúl Galán, ha recordado que “la velocidad está presente en aproximadamente en un tercio de los accidentes” y ha recordado que “en 2019 la velocidad estuvo presente en el 23% de los accidentes mortales registrados en España”. Estas cifras revelan que más de 300 personas fallecieron en accidentes en los que la velocidad fue uno de los factores concurrentes.

En el desarrollo de la campaña, se controlarán especialmente aquellos tramos de riesgo asociado a la velocidad, así como aquellos puntos donde la velocidad de circulación supera el límite establecido y existe un elevado índice de siniestralidad.

Atendiendo al carácter preventivo de la misma, se anunciará a los conductores la existencia de controles, bien a través de los paneles de mensaje variable, o a través de señalización vertical circunstancial cuando la vía no disponga de dichos paneles.

Como suele ser habitual, la DGT ha invitado a los ayuntamientos a sumarse a la misma, de modo que el mensaje a transmitir, independientemente de la administración que gestione la circulación, es que los límites de velocidad siempre se deben respetar.

En la campaña llevada a cabo entre los días 6 y 12 de julio de 2020, los agentes de la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil, controlaron en la provincia de Burgos un total de 19.566 vehículos con un balance de 1.222 sancionados.

En 2019 (último año con datos consolidados) la velocidad estuvo presente en el 19% de los accidentes mortales en Castilla y León, es decir, 25 personas fallecieron en accidentes en los que la velocidad fue uno de los factores concurrentes, sólo por detrás de las distracciones y por delante del alcohol.

Voluntario en el punto de control de tráfico de la campaña

RAZONES PARA RESPETAR LOS LÍMITES DE VELOCIDAD ESTABLECIDOS

  • Llevar una velocidad adecuada podría evitar una cuarta parte de los fallecidos en siniestros viales.
  • A partir de 80km/h es prácticamente imposible que un peatón se salve en un atropello. Si la velocidad del vehículo que impacta es de 30 km/h el riesgo de muerte del peatón es de un 10%; si la velocidad es a 50 km/h, ese riesgo de fallecimiento se eleva al 90%.
  • A 120km/h se necesita para detenerse una distancia superior a un campo de futbol.
  • El exceso de velocidad no solo incide en la seguridad vial, también tiene una influencia negativa sobre el medio ambiente, la calidad de vida y el consumo de combustibles.

MÁXIMA ATENCIÓN A LAS CARRETERAS CONVENCIONALES

En el periodo en el que nos encontramos muchos de los desplazamientos que se hacen son por carreteras convencionales que es donde se registran 3 de cada 4 accidentes. En este tipo de vías es muy importante circular a la velocidad establecida ya que los límites están puestos en función de las características de la vía: curvas más cerradas, cruces al mismo nivel, mayor riesgo en los adelantamientos… es decir, trayecto que al ser más cortos y en ocasiones conocidos pueden inducir al conductor a una relajación en la conducción.

En  2019, el 85% de los fallecidos en convencional en Castilla y León se produjeron en salidas de vía y en colisiones frontales. La salida de vía y la colisión frontal son accidentes donde la velocidad juega un papel importante.

EXCESOS DE VELOCIDAD QUE PUEDEN LLEVAR A LA CÁRCEL

La normativa de Tráfico recoge que la velocidad genérica máxima para turismos y motos en autopistas y autovías es de 120 km/h; en carreteras secundarias, de 90 km/h y en vías urbanas de 30km/h en vías de un único carril y a 50 km/h en vías de dos o más carriles por sentido.

Por tanto, y teniendo en cuenta estas velocidades, los conductores que las incumplan estarán cometiendo una infracción grave o muy grave, sancionada con multa de 100 a 600 euros y la pérdida de entre 2 y 6 puntos, dependiendo del exceso de velocidad cometido.